La vida desde la torta de su abuela.

A una porción de galletas
crujientes como los sueños
vas a aplicarle mantequilla
suelta para que los haga volar.
Cuidado con el fuego
por que el calor intenso agota
y el frío duerme.

Una vez ya la tienes, aprovecha el dedo
siempre sabe mejor cuando lo pruebas primero
como cuando pruebas sin saber
que hay primaveras o inviernos
al final el solo probarlo vale la pena,
y una vez el dedo se ha limpiado
es hora de empezar con la torta....
bueno, bueno una última probada no hace daño.

A unos huevos de gallina
la cascara le sobra
la yema le salta
y la clara le rebota.
A la cascara la botas
y la yema la calmas con la clara
cuan alarmadas.

Lo que no te sirva no dejes que te estorbe
seguro alguien mas lo tome
a las angustias que te saltan
y los sueños que rebotan
hazlos uno solo
las angustias las calmas
y a los sueños los levantas.

Poco a poco agregale yogurt
deja que se encuentre solo con el batido
a quien le cuesta unirse al ritmo
es mejor darle su tiempo
mientras se integra
tardan en ser uno en color
al final el tono mas bello
es el que llega sin buscarlo

Una pizca de sal, una mas de azúcar
siempre que exageres con uno
las cosas no funcionan
una pizca de alegria
una mas de tristeza
que no tiene sentido la vida
si a las dos no se recuerda.

Un poco de queso
que es la excusa para oler
vas sintiendo que se funde intenso
pero su sabor entra suavemente
es un beso a la receta
que se aproxima con cuidado
se planta de lado
sin dejarse ver.
Allí estuvo así no lo puedas notar.

Antes de que se olvide
el ingrediente secreto es
pon a la abuela
nunca de revés
a batir con su paciencia
mientras aprendes al ver.

Pronto pronto
y sin dejar quemar
una perfecta torta
para la cena agradar
y todos los que quieran
Se la han de tragar.
Larga vida a la cocinera!


1 comentario:

Carol dijo...

que bueno!!!!
me gusto mucho

Anarcol, Portal Anarquista Colombiano

Alasbarricadas - De la Red a la Calle

Ultimos articulos de Ainfos en español.